El Impresionismo

El Impresionismo es un movimiento pictórico que surge en Francia a finales del S. XIX en contra de las fórmulas artísticas impuestas. El objetivo de los impresionistas era conseguir una representación del mundo espontánea y directa, que la obra reproduzca la percepción visual del autor en un momento determinado, la luz y el color real que emana de la naturaleza en el instante en el que el artista lo contempla.El término impresionista les fue impuesto de modo peyorativo por el crítico Louis Leroy al ver la obra de Monet “Impresión amanecer o Impresión sol naciente”.

Características

1.- Tema principal: El paisaje. La práctica generalizada del paisaje de los impresionistas dio lugar a importantes consecuencias, como la implantación definitiva de la pintura a “plein air”, al aire libre, y la fijación del interés en la naturaleza, el mar, el cielo, las nubes, el sol, etc.
2.- Intento por captar lo fugaz, los destellos de la luz y del color, como auténticos protagonistas del cuadro y además en su composición predomina la asimetría. La proyección hacia los lugares abiertos les permite trabajar con la luz natural y con los colores puros, sin mezclar.
3.- Los maestros impresionistas en vez de fundir los colores en la paleta y en el pincel, colocan los primarios próximos entre sí, para que sea el ojo del espectador el que los confunda y se cree en su retina el complementario. Los impresionistas pintaban con colores puros, desterrando los tonos oscuros, negros y grises que no aparecen en el espectro solar, y los mezclaron directamente en el cuadro. El resultado es una pintura luminosa, de tonalidades vivas y claras.

4.- Se centrarán en captar los efectos que produce la luz natural sobre los objetos y no en la representación exacta de sus formas ya que la luz tiende a difuminar los contornos, y refleja los colores de los objetos circundantes en las zonas de penumbra. Los impresionistas eliminaron los detalles minuciosos y tan sólo sugirieron formas, empleando para ello los colores primarios y complementarios. Todo esto hace que elaboren una serie de un mismo objeto en diferentes circunstancias atmosféricas y temporales, no les importa el objeto, sino las variaciones cromáticas que sufre éste a lo largo del día.
5.- Los impresionistas se caracterizan por su técnica rápida, de largas pinceladas cargadas de materia pictórica.
6.- Ausencia de perspectiva: Los impresionistas abolen el concepto de la perspectiva que había regido el concepto de la pintura hasta entonces, es por ello que desaparece el punto de fuga. Apuestan por una pintura plana y bidimensional porque en realidad es como percibe nuestra retina.


Autores y Obras

Faltan obras y autores ... Completar

Eduard Manet (1832-1883)
Se sitúa entre el realismo y el Impresionismo. Muchos han clasificado su estilo como naturalista porque se basa en la observación de la realidad y su plasmación sin alteración alguna. Representa la vida tal cual, sin adorno ni metáfora.
Para captar la realidad y la fugacidad utilizó la pincelada rápida y empastada, rasgo que identificará al Impresionismo. Por ello podría decirse que Manet fue su precursor. Su obra más importante “Almuerzo campestre” con la que provocó un gran revuelo en la sociedad francesa. Percibe con claridad la naturaleza y la traduce simple y luminosamente, y utiliza colores planos sin claroscuro.

Monet (1840-1926)
Es uno de los pintores que más contribuye al movimiento. Nunca derivó hacia otras corrientes artísticas, sino que se mantuvo fiel al Impresionismo hasta su muerte.
Su máxima preocupación es plasmar la vibración cromático-lumínica en sus lienzos. La luz engendra el color y la forma. Sus temas preferidos son las marinas, las escenas fluviales y los paisajes. Su obra “Impresión: Sol Naciente” fue la que dio nombre al grupo, consigue efectos de luz con pinceladas sueltas y vigorosas, predomina el dibujo y no la línea.
Renoir (1841-1919)
Ofrece una interpretación más sensual del Impresionismo. Se pone en relación con los pintores del S. XVIII que mostraban la sociedad galante del Rococó.En sus creaciones muestra la alegría de vivir, incluso cuando los protagonistas son trabajadores. Siempre son personajes que se divierten, en una naturaleza agradable. Trató temas de flores, escenas dulces de niños y mujeres y sobre todo el desnudo femenino, que recuerda a Rubens por las formas gruesas.Renoir posee una vibrante y luminosa paleta que hace de él un impresionista muy especial. Su obra “Desnudo bajo el sol” (1888)

POSTIMPRESIONISMO

En los últimos años del XIX y principios del XX nos encontramos con unos pintores que partiendo del impresionismo. El postimpresionismo supone entre otras cosas una recuperación de la importancia del dibujo y de la preocupación por captar no sólo la luz sino también la expresividad de las cosas y de las personas iluminadas. Su trascendencia para la evolución del arte es, si cabe, mayor que la de los pintores impresionistas.

Características
1.- Se concibe el arte como una actividad específica, es decir, reproducir la realidad como es no como una reproducción ilusoria
2.- Interés por la construcción de la forma, el dibujo y la expresividad de los objetos y figuras humanas.
3.-Los cuadros ya no son asimétricos sino que los cuerpos con geométricos.
4.- Se elimina la perspectiva en profundidad, se descompone la corporeidad de los objetos a elementos geométricos básicos.
5.- Empleo de colores contrastantes para distender y definir los planos y formas.
6.- Utilización de colores puros con gran carga emotiva y creaciones imaginativas a base de pinceladas cursivas que intentan expresar la angustia y el desconsuelo interior.
7.- Creación de composiciones simplificadas y estáticas, buscando la armonía de las masas cromáticas.


AUTORES Y OBRAS

Paul Gauguin.
Destaca por el uso tan expresivo que hace del color con tonos fuertes, vivos y muchas veces arbitrarios. Tiene dos temas preferentes: el mundo exótico de Tahití y el "primitivismo" de Bretaña. Renuncia a la perspectiva, suprime el modelado y las sombras e identifica la sensación de plano igual. Su obra “Muchachas con flores de mango” en la que representa no solo dos muchachas sino también la armonía y sencillez de la vida de pueblo. No hay perspectiva, es pintura plana y representa la realidad.

Paul Cézanne.
En su pintura se recupera el volumen gracias a la geometría, el dibujo y la definición de las formas mediante pinceladas que han sido llamadas constructivas; todo esto sin renunciar al color de gran intensidad mediante los contrastes y las sombras coloreadas. Su pintura ha influido en los movimientos posteriores cubismo, fauvismo y expresionistas. “Los jugadores de cartas” se trata de dos hombres que juegan a las cartas situados en lados opuestos y una botella en el centro que preside la mesa. Utiliza pinceladas breves, finas, superpuestas y de diferentes tonalidades que modelan los volúmenes y los objetos.

Van Gogh.
Pinta figuras y paisajes de formas serpenteantes y flamígeras que traducen su fuego interior. Es un apasionado del color como vehículo para expresar los sentimientos. Su pincelada es muy característica, sinuosa, cursiva y espesa; los colores son a veces agresivos con contrastes no frecuentes- amarillo sobre naranja-. “Noche estrellada” no pretende ser un reflejo fiel del paisaje sino la expresión del sentimiento del artista hacia la naturaleza, que se materializa con el uso de la deformación.

OBRAS, MÁS OBRAS...